jueves, 5 de abril de 2012

Colocación de Micrófono Distante

La colocación del micrófono distante se refiere a la posición de uno o más micrófonos a una distancia de 3’ o más con respecto a la fuente de señal.



Esta técnica proporciona dos posibilidades:

-         Colocar el micro a una distancia tal que recoge una gran porción de un instrumento musical o banda, preservando de esta manera el balance tonal general de ese instrumento o banda. Se conseguirá un balance tonal natural colocando la recepción del micrófono a una distancia más o menos igual al tamaño del instrumento o fuente de sonido.
-         Colocar el instrumento de forma que el entorno acústico esté incluido dentro de su recepción y combinado con la señal de sonido directa.

El micrófono distante se usa a menudo en la recepción de un gran grupo instrumental (tales como una orquesta sinfónica o grupo coral). En situaciones así, la recepción depende de la integridad del entorno acústico y el micrófono se sitúa a una distancia que descubre un balance general entre la banda y la acústica ambiental. Este balance esta determinado por un número de factores, incluyendo el tamaño de la fuente de sonido y la característica reverberatoria de la habitación. Las técnicas de micro distante tienden a añadir vida y sentimiento a la grabación. Una desventaja de esta técnica, sin embargo, es que la acústica del estudio o sala puede no ser la mejor: el sonido reflejado en una habitación mala o no adecuada crean a menudo una grabación de pobre definición o difusa. Para evitar este problema, el ingeniero puede:
-         Corregir temporalmente los rebotes usando paneles absorbentes, buscando si lo que falla son graves, medios o frecuencias altas.
-         Situar el micrófono más cerca de su fuente y añadir ambientación artificial (multiefectos).

Si la microfonía distante de un instrumento se usa para recibir una porción del sonido de la habitación, la localización del micro distante a una altura aleatoria resultará a menudo en un sonido hueco debido a la cancelación de fase del sonido directo con el sonido reflejado desde el suelo.



El sonido reflejado desde el suelo recorre más distancia que el que llega al micrófono directamente. Las frecuencias para las cuales la longitud del recorrido extra es la mitad de la longitud de una onda, o aproximadamente un número entero-múltiplo de la mitad de la longitud de una onda, llega 180º desfasado con respecto al sonido directo, produciendo atenuaciones en la respuesta de frecuencia de la señal de la salida de micro. Como el sonido reflejado está a un nivel más bajo que el sonido directo debido a que viaja más lejos y pierde energía cuando choca con el suelo, la cancelación no es completa.



Mover el micrófono más cerca del suelo reduce la longitud de este recorrido y eleva la frecuencia de la cancelación. En la práctica una altura de 1/8” a 1/16” mantendrá la cancelación más baja por encima de los 10 KHz. El diseño del micrófono de Zona de Presión (PZM) sitúa un diafragma de electro-condensador bien dentro de estas limitaciones de altura, haciéndolo ideal para una recepción distante global cuando se coloca en el suelo o pared.



No hay comentarios:

Publicar un comentario